cerrar menu mobil
¿Cómo limpiar un cráneo?

¿Cómo limpiar un cráneo?

Limpiar un cráneo para su correcta conservación requiere de tiempo y esfuerzo, debido a que se debe eliminar la mayor cantidad de carne, piel y pelaje del mismo. Hacerlo puede sonar complicado, pero al saber cómo limpiar un cráneo el proceso se vuelve más sencillo.

¿Por qué limpiar un cráneo?

Limpiar el cráneo ayuda a su conservación porque se eliminan residuos de carne o piel que se deterioran con el tiempo, y blanquearlo ayuda a darle un aspecto reluciente.

Herramientas necesarias

  • Guantes y mascarilla.
  • Cuchillo afilado.
  • Agua.
  • Recipiente de gran tamaño u olla.
  • Detergente con enzimas.
  • Agua oxigenada.
  • Pegamento.
  • Poliuretano en spray.

Pasos a seguir

  1. Colocarse los guantes y la mascarilla, para evitar cualquier tipo de contagio por enfermedades del animal.
  2. Utilizar el cuchillo afilado para retirar las partes más grandes de carne, piel y pelaje del cráneo.
  3. Sumergir el cráneo en un recipiente de gran tamaño o en una olla con agua y una pequeña cantidad de detergente con enzimas. Colocar el recipiente/olla a fuego lento para ayudar a la eliminación de los restos de carne externos e internos. Es importante que el agua no entre en su punto de ebullición.
  4. Al finalizar, dejar que el cráneo se enfríe y luego sumergirlo nuevamente en el recipiente/olla, pero esta vez con agua fría y el resto del detergente de enzimas, para facilitar la eliminación de la grasa residual. Cambiar el agua si se ve turbia hasta que el cráneo esté completamente limpio.
  5. Colocar el cráneo a secar en el sol.
  6. Si en algún momento se desprenden los dientes, volver a pegarlos con una pequeña cantidad de pegamento.
  7. Sumergir nuevamente el cráneo en el recipiente/olla, con una mezcla de agua limpia y agua oxigenada a una medida de 10 onzas por cada 5 litros de agua. Esto ayudará a blanquearlo.
  8. Repetir el paso número 5.
  9. Rociar el cráneo con poliuretano en spray y dejar secar al aire.
  10. Retirarse los guantes y la mascarilla.

De ser necesario, repetir el paso 9 hasta alcanzar el acabado deseado, luego podemos colocar el cráneo en su sitio decorativo. ¡No olvides ser agradecido con la naturaleza!

 

Enlaces de interés

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
Visto: 65
Sin conexión a Internet