cerrar menu mobil
Cómo limpiar una puerta de chapa

¿Cómo limpiar una puerta de chapa?

Las puertas es lo primero en verse cuando alguien llega a nuestra casa y al ser lo más expuesto es normal que también se ensucien muy rápido, limpiarlas es muy fácil y también podemos usar algunos trucos para que su limpieza perdure por un tiempo largo.

¿Por qué limpiar una puerta de chapa?

Para evitar el  acumulo de sucio sobre la superficie de la puerta que puede dar lugar a la oxidación de la misma. También limpiar una puerta de chapa le da una buena impresión a la habitación en cuestión y se extiende su tiempo de vida útil.

Herramientas necesarias

  • Envase
  • Agua
  • Bicarbonato de sodio
  • Paño húmedo
  • Paño seco
  • Cepillo de cerdas suaves
  • Laca de aerosol transparente

Pasos a seguir

  1. En un envase con agua diluir 2 cucharadas de bicarbonato de sodio
  2. Agregar jabón líquido y diluir
  3. Con un paño húmedo quitar todo el polvo de la puerta
  4. Rociar la mezcla de jabón líquido y bicarbonato sobre la puerta y restregar con un cepillo de cerdas suaves para evitar rayaduras
  5. Retirar todo el sucio con un paño húmedo
  6. Enjuagar el paño en agua limpia y volver a pasar por la puerta. Repetir este proceso hasta que no quede nada de jabón porque si queda un poco podría manchar la puerta
  7. Seca la puerta con un paño seco
  8. Luego de seca la puerta aplicar laca de aerosol transparente. Esto dejara una capa de protección brillante por mucho más tiempo

Nota: Luego de aplicar la laca transparente podrás limpiar la puerta periódicamente con un paño seco para retirar el polvo y dejar la limpieza profunda para una vez al mes. Evitar lavar la puerta con agua a presión porque podrías hacer que se caiga la pintura de la misma.

Enlaces de interés

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
Visto: 11
Sin conexión a Internet